Museo Virtual de Aparatos Cinematográficos
sidearea logo
George Eastman - MUVAC-Museo Virtual de Aparatos Cinematográficos
16322
page-template-default,page,page-id-16322,page-child,parent-pageid-15674,bridge-core-1.0.5,mega-menu-top-navigation,mega-menu-popup-navigation,ajax_updown,page_not_loaded,qode-page-loading-effect-enabled,,side_menu_slide_from_right,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-18.1,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.3,vc_responsive
 

George Eastman

George Eastman
George Eastman

Inventor y empresario estadounidense reconocido por ser el fundador de Kodak, una de las empresas de mayor distribución de película de celuloide —material fundamental para las primeras proyecciones de cine—, así como por haber puesto en circulación masiva  las cámaras fotográficas.

 

George Eastman nació el 12 de julio de 1854 en Waterville, Estados Unidos. A los cinco años de edad su familia se muda a Rochester, lugar donde su padre había establecido, años antes, la Universidad de Comercio Eastman. Poco tiempo después su padre fallece y, a consecuencia de ello, a los catorce años de edad, Eastman tiene que compaginar el estudio con el trabajo para apoyar en los gastos familiares. Comenzó a trabajar por las mañanas como mensajero para una compañía de seguros, mientras por las tardes estudiaba contabilidad; posteriormente sus estudios le permitieron obtener un empleo en el Banco de Ahorros de Rochester.

 

A los 23 años de edad adquiere una cámara y, seguramente seducido por la capacidad de las imágenes para documentar momentos, el joven Eastman encontró potencial en el creciente negocio de las cámaras fotográficas. En ese entonces las cámaras todavía eran de un tamaño considerable, además de que el procedimiento químico para preparar las superficies donde se imprimirían las imágenes era laborioso y complicado. Eastman leyó revistas inglesas que lo pusieron al tanto de los experimentos que muchos fotógrafos contemporáneos estaban realizando para crear sus emulsiones de gelatina, lo que lo animó a realizar sus propios experimentos para simplificar el proceso de impresión.

 

                  Hacia 1879 Eastman logró conseguir la emulsión para placa seca, proceso con el cual, además de tenerla virtud de poder exponer y revelar las placas cuando el fotógrafo lo decidiese, también hacía posible la producción en serie de las placas. Al año siguiente le otorgan dos patentes en Londres: la de la técnica de placa seca y la de la máquina que produce dichas placas en serie. Al poco tiempo rentó el piso de un edificio para comenzar a manufacturar su invento y en 1881 se asocia con Henry A. Strong, cuya inversión sirve para establecer The Eastman Dry Plate Company.

 

En 1884, junto con Henry Reichenbac, y después de arduas investigaciones, la compañía pone en circulación el papel fílmico y el sujetador de rollo para la cámara. Con esto, el uso de las placas de vidrio es sustituido y, consecuentemente, el proceso para tomar fotografías se vuelve mucho más accesible para el público en general. Si en algo coinciden los biógrafos de Eastman al tratar de desentrañar el éxito de su empresa, es en la prioridad e importancia que se les otorgó a los posibles compradores. Con una campaña publicitaria masiva y con precios accesibles y la facilidad de uso, los productos de Eastman pudieron instalarse rápidamente en un mercado que crecía exponencialmente en competencia y consumidores. Basta recordar el lema de una de sus campañas publicitarias para comprender esto: “Tú aprietas el botón, nosotros hacemos el resto“ (You Press the Button, We Do the Rest).

 

La primera cámara Kodak funcional salió al mercado en 1888. Su accesibilidad y capacidad de almacenamiento fueron grandes innovaciones. Con un precio aproximado de veinticinco dólares y rollos con capacidad de almacenar cien fotografías, la Kodak fue un éxito rotundo; además, la empresa de Eastman otorgaba la posibilidad de revelar los rollos así como de colocar otros nuevos. Así, la Eastman Dry Plate Company (llamada posteriomente Eastman Kodak Company), se convierte en la principal distribuidora de cámaras portátiles y de rollos. En 1889 la empresa pone en circulación la película de celuloide, fundamental para los experimentos que se llevarán a cabo durante la siguiente década en el ámbito fílmico. Hay que recordar que los primeros proyectores se valen de este tipo de material para su funcionamiento. Thomas Alva Edison, quien por esos años se encontraba diseñando y mejorando el quinetoscopio, se volvió uno de los principales compradores.

 

A la par de que la empresa crecía, y distribuía sus productos en distintas partes del mundo, el interés de George Eastman por las obras de carácter social y educativo también aumentaba. Contribuyó en la fundación de distintas instituciones, entre las cuales destacan la Escuela de Música Eastman, así como las escuelas de Odontología y Medicina en la Universidad de Rochester. El prolijo empresario también fue un ferviente comprador de arte, cuya colección legó a la Galería de Arte Conmemorativo de Rochester.

Aquejado por una enfermedad crónica, George Eastman decide poner fin a su vida el 14 de marzo de 1932, en Rochester, Estados Unidos.

 

kodak cine modelo k 16mmtomavistas cine kodak 16mm

 

Bibliografía:

  • Hannavy, John (editor). Encyclopedia of Nineteenth-Century Photography. New York: Roudledge. Taylor and Francis Group, 2008
  • Ackerman, Carl W. George Eastman. Founder of Kodak and Photography Business. Washington: Beard Books, 1930
Páginas

Precursores del cine